Un grupo de jóvenes tiene a maltraer a los vecinos de un edificio. Este fin de semana volvieron a lanzar piedras contra los vehículos estacionados.

Violencia en B° Observatorio: ya estarían identificados los vándalos

 

Hartos de los ataques, vecinos de un edificio de barrio Observatorio volvieron a denunciar a un grupo de jóvenes que atacan automóviles de vecinos, producen daños y robos, y que este fin de semana también se enfrentaron con policías.

El sábado, a las 5, los más de 20 vándalos, comenzaron a lanzar piedras a los autos que se encontraban estacionados sobre Pueyrredón al 900, frente a la plaza Sarmiento.

Destrozaron los parabrisas de unos cinco vehículos. Actuaron con violencia y hasta se enfrentaron con efectivos de la policía barrial.

Luego llegó personal de Infantería comenzó a despejar la zona con balas de gomas.

Identificados

El fiscal Rubén Caro investiga los hechos y fuentes judiciales señalaron que los vándalos «están identificados». Ya se libraron varias órdenes de detención.

Los vecinos reclaman más seguridad, pese a que en el lugar se habían apostado el fin de semana dos policías adicionales. La zona parece tierra de nadie, según indicaron los indignados vecinos.

«El sábado 7 alrededor de las 5 una banda de jóvenes atacó a pedradas el edificio y 5 vehículos de los vecinos. Fue en represalia por las denuncias e intento de detener los robos de estos delincuentes por parte de los vecinos del edificio afectado. La Policía acudió a la zona pero no pudo dispersarlos por lo que tuvieron que esperar que llegara personal de Infantería, y con balas de goma, lograron alejarlos», contó a La Voz uno de los vecinos.

«Cansado de los constantes arrebatos en la plaza Sarmiento y en el ingreso al edificio, y la falta de seguridad por parte de la policía; los vecinos decidieron implementar un sistema de alerta a posibles robos silbando en el caso de ver a los sospechosos merodeando la plaza». El efificio es Nazareno IV ubicado en avenida Pueyrredón 945.

«Esto les molestó y decidieron atacar a pedradas el edificio y vehículos estacionados en el frente el sábado 30 de octubre. A raíz de este hecho, el consorcio decidió contratar policías adicionales para que vigilen la zona. En la semana siguiente no se presenciaron más arrebatos. Pero el 7 de diciembre volvieron a atacar el edificio y los vehículos de los vecinos».

«Eran más de 20 jóvenes, que sin mediar palabras y sin razón alguna, comenzaron a tirar piedras y todo lo que encontraban a su paso contra el edificio y los autos que estaban estacionados en el frente», relató un vecino a El Doce.
Fuente: LaVoz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

9 + diez =

Menú