La noticia fue confirmada por el director de Epidemiología de la provincia de Buenos Aires, Iván Insúa, quién informó que el hombre ingresó a un centro privado de salud con una “neumonía con derrame pleural, que evolucionó en 48 horas a sepsis y falleció”.

Frente a estos casos fatales conocidos en los últimos días, desde la ahora Secretaria de Salud recomendaron “fortalecer la vigilancia y el tratamiento precoz de las infecciones invasivas bacterianas”. Desde la cartera que conduce Adolfo Rubinstein informaron que aún se investigan los casos de Pergamino y la niña de 7 años de Posadas, Misiones, para tener la confirmación oficial.

Este nuevo caso, el primero que se conoce en un hombre adulto, se suma a los tres niños fallecidos. Ayer se conoció la muerte por la misma bacteria de una nena de 7 años en la ciudad de Posadas, en Misiones. Los otros dos niños, de 3 y 7 años, fallecieron en el hospital porteño Elizalde, donde aún continúan internados por la misma afección otros dos chicos más.

“Este tipo de eventos pueden darse con mayor frecuencia en esta época del año”, informaron desde la Secretaria de Salud por lo que recomendaron concurrir al centro de salud más cercano ante la aparición de los síntomas asociados con el Streptococcus pyogenes: fiebre alta, dolor de garganta, ganglios inflamados o infecciones en la piel.

Los cinco casos fatales responden a la versión más tóxica de la bacteria, cuando “invade la sangre” y causa un shock que afecta el funcionamiento de varios órganos. En pacientes pediátricos tiene una alta tasa de mortalidad, de entre el 20 y 30 por ciento. Sin embargo, según resaltaron los especialistas, en líneas generales, se trata de una bacteria benigna, que responde bien a los tratamientos con antibióticos cuando es detectada a tiempo.

“Es una enfermedad generalmente benigna, que se trata con antibióticos y reacciona bien al tratamiento. Con muy poca frecuencia ocurre que la bacteria invade la sangre y libera una toxina que afecta a múltiples órganos y produce un cuadro muy grave, que se llama cuadro de shock”, explicó Eduardo López, infectólogo y jefe de Medicina del hospital de niños Gutiérrez. El médico remarcó que si la consulta es precoz, el cuadro de faringitis “es muy fácil de detectar” y se puede confirmar la presencia de Streptococcus pyogenes con una prueba rápida que se realiza en 30 minutos.